martes, 10 de enero de 2012

Juglares del modernismo

Cuando asumimos cargos dirigenciales o técnicos (sea DT seleccionadores, responsables de árbitros, políticos, etc.) generalmente sabemos con anticipación la situación en que se encuentra el grupo o plantel que  tendremos a cargo en el período establecido. Conocemos en cierta medida la problemática, fortalezas, debilidades y recursos humanos y materiales (entre otros) que dispondremos a lo largo de la gestión. Preparamos (venimos preparando) y organizamos un proyecto acorde a los objetivos establecidos y trazamos  lineamientos que serán trabajados con el grupo en cuestión.

Personalmente pocas veces he visto la descripción de objetivos…concretos EVALUABLES.

Por ello no comulgo con la “vieja política” (no lo digo por viejo) que se caracteriza por trazar objetivos (cuando los trazan) tan amplios como de complicada “interpretación”… imposibles de evaluar.
Sería por demás interesante saber las metas claras propuestas para el período establecido para poder así ver con transparencia los logros alcanzados… (o no).

“Es un proyecto a largo plazo”
“Estamos en presencia de un recambio generacional”
“Hay una falta de compromiso de las federaciones o instituciones que hace tener un plantel sin calidad”
“Apostamos a tener un buen mundial”… (qué será un “buen” mundial?)
“Mejoramos en un puesto nuestra ubicación en el mundial anterior”… (22º en lugar de 23º).
“Confiamos ser uno de los mejores de América”… (participan 2 equipos del continente)
“Tenemos un plantel que se caracteriza por salir adelante”

Serenatas a la luz de la luna…
Poemas de amor y de paz…
Zamba de mi esperanza…
Juglares del modernismo…

Que interesante sería proponer objetivos concretos donde TODOS podamos ver los resultados de la gestión y observar con claridad si se alcanzaron las metas propuestas al inicio del proyecto (después podremos estar de acuerdo o no y seguir creyendo en el mismo)... Tal caso de Marcelo Bielsa que luego del fracaso de Corea-Japón se le renovó con excelente criterio su continuidad………………..…por lo menos para mí.

Que productivo sería escuchar:

“No clasificar para xxxx Torneo sería un fracaso”
“En 2 o 3 años tendremos varias parejas de árbitros en condiciones de pitar partidos definitorios”.
“Nuestro objetivo mundial es estar entre las primeras 10 selecciones del mundo”.
“Para el 2014 trataremos de alcanzar 150 árbitros en el plantel”
“Para el Panamericano xxxxx nuestro objetivo es salir campeón o sub-campeón”
“Para el Torneo xxxx no esperemos podio sino darle rodaje y experiencia a los más jóvenes”
“Para el 2012 tendremos 5 árbitros con posibilidades de rendir su graduación de árbitros IHF”

Etc etc etc

Evaluables…OBJETIVAMENTE EVALUABLES.

Cada uno elije sus formas y estarán en ellas su credibilidad ante pares y superiores.
Ser claros… de eso se trata…para ver si nuestro trabajo fue productivo. Para que no haya posibilidad que nuestro marketinero power point nos salve siempre de la sentencia del jurado.
"la honestidad cuesta pero siempre nos hace mas libres"
 
Thedy Adjemian

sábado, 7 de enero de 2012

De Disney a Interama

Apuesto a la capacitación arbitral, columna fundamental en la preparación y crecimiento de un árbitro.
Apuesto al profesionalismo (y no hablo de billetes), sino en la manera seria, comprometida y responsable de encarar la carrera en sí…cada partido.
Confío plenamente en la importancia de los test físicos, teóricos y en la utilización de las nuevas tecnologías aplicadas a la tarea del árbitro (llámese DVD, USB, mini disc, bluetooth, mini dvd, hdmi, magazine, cassete TDK 120´, súper 8, I pad, o la última versión del foul de ataque de Karabatic en el  play 3)…

…Pero creo que a veces fallamos en la realidad que mostramos.

He visto (lo he hecho personalmente y me lo crítico) dictar cursos a árbitros que están dando sus primeros pasos (o segundos y terceros) con videos de partidos, entre otros, de Francia/ España, Croacia/ Serbia (final bálcanica con presencia del ejército kosovo), o Alemania/ Croacia final de los JJOO….y lo lejos están estos (por ahora) de la realidad de estos “jóvenes” árbitros.
Considero mucho mas positivo mostrar nuestras realidades aunque quizás técnicamente (hablo de la presentación informática) no tengan la calidad y edición de las anteriores mencionadas, pero convencido que la cercanía a “nuestra mundo”,, donde ellos mismos o sus  compañeros son los “actores principales”  hacen mucho más productivo e interesante el aprendizaje……. arbitral.
No sirve la seducción de partidos internacionales con tanta técnica para mostrarlas a modo de capacitación para ESE momento de su vida arbitral. Hay que mostrarlas..SÍ…..pero solo a modo de información y conocimiento de lo que pasa en el mundo.
Cierto que requiere más trabajo de nuestra parte…
Cierto que requiere más dedicación…
Cierto que requiere más esfuerzo…
Pero que interesante sería poder analizar el partido de “Pablo” o de “Paula” en sus partido de infantiles o menores y no de la pareja de Júpiter pitando la final intergaláctica donde quizás el interés sea mas del capacitador que del propio árbitro que “recién” se inicia y es el que verdaderamente lo necesita.

Vivo en Lugano I y II………y mi mundo hoy es Interama ¡!!!


Thedy Adjemian

viernes, 6 de enero de 2012

Licencia para Conducir


Una cosa es “pitar...y otra muy diferente conducir.

Siempre sostuve que cuando uno dirige un partido vuelca en el mismo todo su pasado, presente, experiencia, vivencia (de vida), temores, fortalezas, debilidades y esa “cajita feliz” es la que lo hará un buen (o no) árbitro.

Desde que hacemos el curso todo lo que viene después: reglamento de juego, aprendizajes, experiencia personal (y ajena), preparación física, perfeccionamiento es la que volcamos luego en cada partido asignado… en todos los partidos.

Pero me pregunto:

Alcanza saber el reglamento de juego?
Alcanza tener una excelente preparación física?
Alcanza estar atento y concentrado durante (también antes y después) el partido?
Alcanza ver 1.238.908 videos, rendir 348.965 múltiple choice y encontrar de memoria la regla 11.8 inciso 15 folio 98,7 legajo 3, tomo 6 de la edición 1996 del idioma esloveno?

Creo fervientemente que NO.

Que hay un aspecto muy importante que poco tratamos en el desarrollo del árbitro y es precisamente la Conducción de un partido. Conducir desde los jugadores, DT, público, responsables de mesa, etc., etc., etc.
He visto excelentes reglamentaristas (ver Javier Castrilli) pero con grandes dificultades en la conducción de un encuentro (difícilmente un buen conductor pueda tener grandes dificultades reglamentarias ya que no sería un buen conductor).
Cómo transmitirle a ciertos árbitros que nunca estuvieron a cargo de grupos, de personas que puedan asumir el difícil rol de conductor de un partido si jamás antes han tenido la posibilidad de desarrollarse como tal (dentro o fuera del ambiente) y que obviamente van adquiriendo la experiencia durante su carrera...pero a veces  tarde).

Sin lugar a duda estoy convencido que hay que saber el reglamento de juego (nuestra Biblia). Hay que estar preparado física y mentalmente…pero tengamos en cuenta la importancia de CONDUCIR UN PARTIDO. Que los distintos actores confíen en nuestra capacidad, condiciones  y principalmente en nuestra  buena lectura del juego.
Porque no sea cuestión que choquemos…….y no habrá cinturón de seguridad que pueda salvarnos.



Thedy Adjemian

PD. A diferencia de las licencias para autos esta se renueva partido tras partido

martes, 3 de enero de 2012

Casuso Campeón !!!!

No lo conocí demasiado…pero muchas referencias de amigos, conocidos, jugadores, colegas, técnicos, certifican con norma ISO 9001 su inmensa capacidad profesional y  personal.
Me inspiraba respeto, trabajo, jamás una palabra de más…ni una de menos.
En su palmarés (de mis tarjetas) figura: muchos partidos que lo he dirigido, 0 amarillas, ningún 2 minutos y 0 descalificaciones y creo que 0,000000112 protestas (tuvo razón).... y muchas calladas (y que creo también tuvo razón).
Tuve la oportunidad de “pitarlo” muchas veces…y siempre TODOS sus equipos fueron correctos, respetuosos…como ÉL.

Estuvo trabajando (entre otros) en UGA (mi club) donde creo lo sintieron un armenio más.
Alguna vez hablamos de la vida….y alguna vez hablamos de handball.
Alguna vez compartimos un viaje…y alguna vez lo escuché esbozar alguna palabra en armenio.
Pero...JAMÁS lo escuché hablar mal de nadie.
Alguna vez le dí la mano…y creí que me había desaparecido dentro de la de él.

Es en estos momentos que uno dice: “Casuso es un verdadero campeón” porque consiguió lo que muy pocos consiguieron:
Ser respetado, valorado, admirado por muchos componentes del mundo handball... sin distinción de camisetas, banderas políticas, edades ni sexos.
Que orgullo debe ser para él ver en su muro de face (me imagino que en el cielo hay face) tantas manifestaciones de amor…sin intereses ni lobbismos muy comunes en nuestro entorno.
Ser reconocido por TODOS, principalmente por sus jugadores que al fin y al cabo son los verdaderos jueces de su vida profesional.

Se va un modelo de técnico…de persona.
Y que figura en su C.V:
Un profesional de excelencia, una persona transparente, una persona querida por todo el ambiente………sencillamente UN BUEN TIPO.
Sin protestas
Sin descalificaciones (en todo sentido).
Y certificado (que es lo mas importante) por TODOS los que componemos este maravilloso deporte.


Entre el bautizo y el entierro cada cual hace un camino,
y con sus decisiones, un destino. (Rubén Blades)


Hasta la victoria siempre


Thedy Adjemian